Amar no es mirarse el uno al otro sino mirar juntos en la misma dirección.
Antoine de Sant Exupéry (autor de El Principito)

jueves, 4 de junio de 2015

Un caso de "pelusilla"

Son muchos los libros de educación que han ido pasando por mis manos desde que tengo hijos. Pero cuando de verdad me ha interesado leer ha sido cuando me he encontrado con el "problema" ya dentro de casa. Y a veces se llega tarde.

La primera vez que oí hablar sobre la "pelusilla" fue a raíz de una fiesta de cumpleaños. La madre en cuestión nos mandaba un mail a las demás para avisarnos del día y la hora del evento. Y como frase final añadía "mi hijo no llevará invitaciones para evitar pelusilla entre el resto de compañeros".

Fuente: pediatricblog.es

Al principio me costó entender que la madre se refería a los celos
Resuelta la aclaración, archivé la nueva palabra en mi "enciclopedia por cambio de ciudad". Todo lo nuevo siempre resulta muy enriquecedor.

Me da la sensación que los padres tenemos miedo o nos da cierto reparo hablar de que nuestros hijos tienen celos. Y es algo que, aunque no sucede siempre, es natural que surja entre dos (o más) hermanos. 
Frases como: "se llevan de maravilla", "se adoran", a veces se utilizan para salir del paso, no se vayan a pensar otros padres que mi pobre niño tiene celos.

No significa que hayamos hecho mal las cosas y no estemos educando bien. Sin embargo, se presenta como una nueva oportunidad para educar; que es muy diferente.

Mi caso particular de "pelusilla" ha sido superado con éxito. Y te quiero hablar de mi pequeña experiencia por si puede ayudar.

En mi caso nos ha pasado con la segunda de mis tres hijos. La de enmedio. Como el jueves.

No exagero si te digo que nos ha llevado al límite de nuestra paciencia. Ha habido "escapes" cuando creíamos que este tema ya estaba superado (durante el dia y también por la noche), nos ha pintado la pared de cualquier habitación, ha destrozado cuentos, se ha cortado el pelo un par de veces y, cuando creíamos que ya dormía, nos la hemos encontrado en la cocina haciendo "cocinitas"; una forma suave de decir que nos ha abierto la nevera, ha cogido lo que ha encontrado y ha hecho un cóctel.

Imaginaros todo esto sumado a nuestro cansancio. ¡Demencial!

Fuente: unabodaoriginal.es

La hemos reñido y castigado, pero llegó un punto en que ella misma se autocastigaba: ella sola se encerraba en el cuarto "a pensar".

No se trataba de una llamada de atención sin más, sino de una llamada de "¡Auxilio, lo estoy pasando muy mal!"

Llegado este punto, hablamos con mi marido para ejecutar un plan de acción que consistia en hacerla resurgir de entre los dos chicos que la "anulaban".

"Que sea la nocilla del bocadillo", esa era nuestra misión.

A grandes líneas resumiría el éxito en:
- hacer un "plan de chicas", consistente en llevármela sólo a ella a merendar y pasear (dedicarle un tiempo exclusivo)
- por la noche estirarme en su cama y charlar antes de dormir
- para los escapes, además de mucha paciencia, no reñirla y pedirle que nos ayude a recoger
- Premiar (una chuche) cuando no ha habido escapes y hacerle mucha fiesta (exagerando bastante)
- Animar al hermano mayor a que la felicite
- Felicitarla por otras cosas que hace bien.
- Pedirle su ayuda porque "eres muy mayor": para preparar la mesa, lavadoras, 
- Ponerle notas a la profesora para que refuerce nuestro logro
- Cuando hemos ido de visita por unos días a casa de los abuelos hemos compartido nuestro pequeño conflicto, y me gustó que todos (tíos y abuelos) respondieron muy bien haciéndola sentir importante.
- Y, por supuesto, no hablar del tema delante de ella.

Esto no significa que no vuelva a repetirse un episodio así, pero de momento está más tranquila y centrada y en casa estamos más descansados.

¡Animo con la "pelusilla"!

6 comentarios:

  1. Pilar,

    Que bien explicada vuestra experiencia. Los celos son inevitables pero los padres deben saber gestionarlo bien, incluso formarse sobre el tema como bien decis que habeis hecho. Mi suegra siempre dice: "ojo! Con los del medio"... tomo nota de vuestro plan de accion para un futuro. Gracias x escribir!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡Ana, que ilusion tu comentario!!
      Gracias por escribir y seguirme la pista.
      ¡Todo llegara!

      Eliminar
  2. Pilar, me encantan tus reflexiones y que compartas estas experiencias que todos vivimos, tanto pequeños como mayores, en algun momento de nuestras vida con un enfoque simplemente positivo y optimista. Un fuerte abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Majo!
      Qué ilusión leerte!!
      Espero todo bien.. te he perdido la pista!
      Besote

      Eliminar
  3. Acabo de leer este post y me viene como anillo al dedo! Nuestro caso es el mayor quien sufre pelusilla (término que yo no había oído en mi vida!! jajaja). Estamos en una etapa dura, espero que sepamos llevarla bien!!! Un besote Pils!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Montse!!! qué ilusión!!!
      Nos fue genial este Plan de Acción.
      "La nocilla" parece otra.. ;)
      ¡Ánimo con la pelusilla!.. aunque te parezca ahora imposible.. pasará

      Eliminar