Amar no es mirarse el uno al otro sino mirar juntos en la misma dirección.
Antoine de Sant Exupéry (autor de El Principito)

domingo, 25 de enero de 2015

Pepe Serret, un ejemplo de padre de familia

Tal día como hoy, pero hace ya 22 años, en 1993, un padre de una familia numerosa llamado Pepe Serret se fue al Cielo.

Fue un 25 de enero, a la altura de Molins de Rei (Barcelona) cuando se dirigía hacia casa después de un viaje de trabajo. Él iba de copiloto. Otro coche se saltó la mediana en plena autopista y después del accidente se dio a la fuga. El conductor, ileso, pero Pepe murió en el acto.

A un año de su muerte, y por iniciativa de muchos de sus amigos, se publicó un libro titulado: "Pepe Serret: Recuerdos de sus amigos".

Fuente: propia

Es entrañable ver el "pequeño homenaje" que le escribe cada uno de ellos, comentando cómo y cuándo le conocieron, qué virtudes tenía, cómo era, cómo vivía, cómo educaba, cómo amaba.

Un sacerdote amigo de la familia en vista del poso que había dejado Pepe en tantas personas y con el ánimo de hacer llegar a más personas su testimonio, escribió el libro "Himno a la Vida", del que hace unos meses se lanzó una segunda edición.

Fuente: propia

En ella se incluyen favores, que se atribuyen a este padre de familia, de muchos rincones del mundo: desde personas que gracias a leer su libro se han acercado más a Dios a otras que han perdido cosas y por su intercesión las han encontrado.

Pepe habría sido mi suegro. De hecho, lo es. Desde el Cielo. Y nos cuida. Por supuesto que nos cuida.

A veces me encuentro pensando cómo sería si él estuviera por aquí: jovial y de broma fácil. Eso seguro. Sólo hay que estar unos minutos en casa Serret para encontrarse muy a gusto. Desde que entré a formar parte de esta gran familia me sentí acogida y querida.

Lo que más me impresionó cuando leí "Himno a la vida" fue que el día antes de marcharse estuvo hablando del Cielo mucho rato, comentando con su mujer que eso era lo único importante: llegar al Cielo.

Las familias necesitamos del ejemplo de personas como Pepe, un hombre "con cara de pillo", casado y con 11 hijos, que se esforzó por hacer las cosas bien.

Te dejo link a la página de la editorial Palabra por si te interesa adquirir un ejemplar:



8 comentarios:

  1. Precioso post! Me lei el libro por casualidad..y me encantó!
    Felicidades por este blog! Tienes una seguidora leal.
    Besos
    B.

    ResponderEliminar
  2. Gracias por entrar a formar parte de esta familia

    ResponderEliminar
  3. Me ha gustado mucho este blog que es un cantar dos veces a la vida, he conocido a Pepe a través de su familia, un verdadero placer. Felicidades Pilar!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Oscar.
      Cuanto me alegra saber que has leido el libro de Pepe.
      Saludos

      Eliminar
  4. Hemos leído el libro este fin de semana pasado en un Curso de Retiro y nos ha gustado mucho. Muy recomendable. Pedro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Pedro.
      Me alegra mucho saber que se lee y se le da difusión. Pero sobretodo que con su ejemplo ayuda a otros a ser mejor.

      Eliminar